Covid 19 - Yo me quedo en casa



Cuando salieron las primeras noticias sobre la actual situación sanitaria mi actitud inicial fue de enfrentamiento: "Yo no tengo miedo.". Sin embargo, el enemigo demostró  tener una capacidad de camuflaje que me obligó a aceptar las reglas del juego: "Yo me quedo en casa." porque parece ser el arma más eficaz, por muy valiente que uno pueda ser. 


Nosotros los yoguis hemos leído muchas historias sobre la vida del más allá, sobre el amrita, el néctar de la inmortalidad, sobre los  superpoderes yóguicos, los siddhis y sobre las posturas y pranayamas que curan todas las enfermedades. A veces creemos en una sensación de invulnerabilidad que nos eleva por encima de la realidad. Pero todo esto puede desmoronarse como un castillo de naipes. 

Los relatos de invulnerabilidad e inmortalidad, de momento, que yo sepa, son como una especie de mitología yóguica que nos ayudan en nuestro sendero espiritual. Pero la enfermedad y la muerte son las cosas más democráticas que existen:  caen sobre ricos y pobres, jóvenes y mayores, yoguis y no yoguis.

No es que los frutos de la práctica sean una ilusión. La práctica es efectivamente un medio para la salud, la estabilidad mental y emocional y el despertar espiritual. Cuando la práctica se manifiesta con todo su potencial, la fortaleza física y mental nos transmite una seguridad interna envidiable. Pero lo único absoluto es Brahman, la energía creadora y primordial del universo, la cual apenas podemos ver reflejada a través de nuestro refinado intelecto (buddhi): la percepción de que existe, nada más. Nuestra experiencia cotidiana nos dice que todo es la relativo, que la vida lleva a la muerte y que la muerte solo existe porque hay vida.


Hay que detenerse, buscar el silencio. Ahora mismo estamos obligados a la inmovilidad, pero el silencio puede parecer imposible en medio de tanta información. Busca el silencio en momentos de ansiedad. Levántate por la mañana y medita, practica yoga, lee libros que señalan ese espacio interno, esa habitación escondida que existe dentro de nosotros donde la paz reina. 


32 visualizações

​© 2018 Casa del Yoga | Design by RIMA Studio

LOGO4.png